¿Qué es la PNL?

PROGRAMACION NEUROLINGÜÍSTICA

La Programación Neurolingüística o PNL es un modelo que estudia la forma en que los seres humanos percibimos, representamos y comunicamos nuestras experiencias.


La PNL es el estudio de la experiencia humana subjetiva, cómo organizamos lo que percibimos y cómo revisamos y filtramos el mundo exterior mediante nuestros sentidos. Además explora cómo transmitimos nuestra representación del mundo a través del lenguaje.


La PNL versa sobre la experiencia subjetiva del ser humano, cómo organiza lo que ve, oye y siente, y cómo revisa y filtra el mundo exterior con sus sentidos. La PNL explora también cómo éste describe el mundo con el lenguaje, y cómo reacciona intencionada y no intencionadamente, con el fin de producir resultados.


La PNL es práctica: Es un conjunto de modelos, habilidades y técnicas para actuar, pensar y sentir de forma efectiva en el mundo. El propósito de la PNL, además de ser útil, es incrementar las opciones y alternativas de una persona, mejorar su calidad de vida, y optimizar su rendimiento profesional y vital.

¿Qué nos dice cada uno de los términos?


Programación: Para cada cosa que hacemos existe un programa en nuestro sistema nervioso. Por esta razón, todas las actividades que realizamos y todo lo que aprendemos se traduce de manera codificada y ordenada en el cerebro. A medida que este aprendizaje se refuerza, se va convirtiendo en un patrón de conducta.


Neuro: Todo comportamiento es el resultado de una serie de procesos neurológicos. Así pues, lo que aprendemos se almacena y se expresa mediante nuestra red neuronal.


Lingüística: Es la expresión de lo que ocurre en nuestro sistema nervioso y determina el impacto que eso tiene en nosotros y en quienes nos escuchan. Es nuestro instrumento de comunicación (Verbal y no verbal)


Cuando unimos todas las palabras obtenemos el término Programación neurolingüística, que básicamente tiene que ver con los procesos que utilizamos para crear una representación interna (nuestra experiencia) del mundo exterior, de la “realidad” a través del lenguaje y nuestra neurología.